Translate

sábado, 5 de mayo de 2018

LA OTRA CARA DEL FESTIVAL DE MÁLAGA. "AKEMARROPA" DE FJ ARRANZ



Hablamos en nuestra anterior entrada del caos organizado que es el Festival de Málaga, de su carácter casi de organismo vivo y en permanente mutación, y este 4 de mayo tenemos la prueba palmaria de que esa idea no se halla muy alejada de la realidad porque es la fecha en la que se estrena Akemarropa, dirigida por FJ Arranz e interpretada por Elena Martínez, Jorge Porras, Susana Cruzado, Sarah Castro y Rafa Chaves y con las actuaciones especiales de Antonio Dechent, Juanma Lara y Paul Lapidus.

¿Qué tiene de especial esta película como para que venga a demostrar nuestra tesis? Lo van a entender muy rápidamente.

La película que se estrena hoy es la heredera de la webserie del mismo título, y que fue rodada, en sucesivas ediciones, DE FORMA IMPROVISADA, durante las jornadas en las que el Festival se celebraba. Había un elenco fijo pero, a partir de ahí, se incorporaban intérpretes que pasaban por el certamen y que eran invitados (o que, incluso, se animaban por iniciativa propia) a participar en el proyecto. 



Fotograma de Akemarropa


De esta idea original, que puede parecer una locura, surgieron, nada menos, que tres temporadas (las dos primeras dirigidas por Ezekiel Montes, productor ahora de la película que estamos comentando, y la tercera por FJ Arranz) que aún pueden verse en Youtube (Temporada 1 y 2 y Temporada 3). La película que ahora se estrena es la continuación del espíritu de este proyecto temerario, al que se le añade unas gotas de ambición pero manteniendo esa ansia irreprimible por rodar y crear historias, aun en las condiciones menos óptimas, que siempre ha caracterizado al llamado "cine de guerrilla". Si decíamos, además, que la búsqueda de nuevos códigos narrativos es un elemento que ha caracterizado a esta edición del Festival, ¿qué hay más anticonvencional que escapar del guión férreo y cerrado? (Es poco habitual en el mundo del cine pero, en ocasiones, hay ejemplos de películas rodadas sin guion. Por ejemplo, Sombras -1959- de John Cassavetes o Corazón de cristal -1976- de Werner Herzog. Igualmente, el hongkonés Wong Kar-Wai suele realizar sus films sin guion preestablecido, lo cual causa grandes quebraderos de cabeza a la censura china.)


Fotograma de Akemarropa

Para hablar del rodaje y de las ideas en torno a la película, nos citamos (de forma improvisada, claro está) con su director, FJ Arranz, y su actriz protagonista, Elena Martínez. FJ Arranz empezó siendo director de fotografía en las dos primeras temporadas de la webserie y, como hemos dicho, en la tercera pasó a realizar las labores de dirección. Ahora, Akemarropa es su opera prima como largometraje. Por su parte, Elena Martínez inició su carrera en el mundo del cortometraje con sólo 16 años, en 1999, protagonizando en 2004 de Natasha de Ezekiel Montes, que quedó finalista del festival de cortometrajes "Almería en corto" y que se proyectó, además, en el Festival de Cine Español de Toulouse. Con posterioridad, en televisión ha trabajado en la serie de Canal Sur Arrayán y, en cine, en Clandestinos de Antonio Hens, en Prime Time de Luis Calvo Ramos y Granit de Ezekiel Montes.

PREGUNTA: Antes de película, Akemarropa fue una webserie. ¿Qué relación existe entre la webserie y la película?

FJ ARRANZ: La relación que existe es que, por un lado, la película está rodada del mismo modo que la serie: improvisando y durante las jornadas de celebración del Festival. Eso sí, la serie se hacía escribiendo el episodio, rodando, montando y subiendo a la red en el mismo día  En cambio, la película se ha rodado durante todo el Festival sin que la trama vaya jornada a jornada, aunque, eso sí, el espíritu de improvisación se mantiene. Pero tanto la historia como los personajes son diferentes. Se mantiene el esquema de aprovechar la celebración del Festival para efectuar el rodaje.

PREGUNTA: Hay un actor del reparto que me da pistas sobre el espíritu de la película y es Paul Lapidus, una figura emblemática de la última época del cineasta Jesús Franco. ¿Existe el mismo ánimo que tenía este director, el hacer un “cine de guerrilla” en el que se rueda aunque se pueda morir en el intento, con los medios disponibles y siempre con la intención de divertir al público?

FJ ARRANZ: Sí, ese es exactamente en lo que consiste Akemarropa. Ese tipo de rodajes de ir corriendo de un sitio a otro, de improvisar las secuencias, de ver qué te encuentras en el Festival...  Sí teníamos una escaleta de qué íbamos a ir haciendo pero no sabíamos qué nos íbamos a ir encontrando ni dónde se iba a rodar exactamente. 

PREGUNTA: ¿Qué margen tenían los actores para decidir?

FJ: ARRANZ: Sabían lo que tenían que hacer y decir pero eran libres de hacerlo y decirlo a su manera.

ELENA MARTÍNEZ: La cuestión era afrontar el reto de afrontar la realización de una película con el mismo sistema que la webserie. En este caso, no se hizo por necesidad, ya que había un productor detrás, Ezekiel Montes, sino por gusto.



FJ Arranz y Elena Martínez durante un momento de nuestro encuentro con ellos

PREGUNTA: Elena, ¿cómo llevaste la necesidad de estar reaccionando constantemente a lo imprevisto? Porque, claro, no es lo mismo un actor que sólo está en una escena que tú, que eres la protagonista?

ELENA MARTÍNEZ: Aunque no teníamos un guion al uso, sí teníamos pautas y hablábamos todo el tiempo con el director. Íbamos viendo el objetivo hacia el que el personaje tiene que ir y sus pautas y de ahí no nos salíamos. Teníamos marcada una trama pero en los diálogos teníamos que improvisar. Eso le daba la frescura y naturalidad que tiene Akemarropa. Sí sabíamos hacia donde teníamos que ir pero luego aparecían temas en el Festival o actores que acudían que incorporábamos porque lo considerábamos bueno para la película. Pero siempre sabíamos cuál era la historia que queríamos contar.

PREGUNTA: ¿Ha habido momentos realmente sorprendentes?

ELENA MARTÍNEZ: Ha habido algunos momentos mágicos porque, aunque conocíamos las pautas, no sabíamos cómo íbamos a hacerlo. Entonces, muchas veces, pasaban cosas mágicas que engranaban perfectamente con el espíritu de la película y, cuando después las veíamos, enganchaban perfectamente unas secuencias con otras sin haberlo planeado. Eso pasaba algunas veces, por ejemplo, con los diálogos.

PREGUNTA: Como actriz, has tenido que aprender muchísimo con este tipo de rodaje...

ELENA MARTÍNEZ: La verdad es que sí. Si ya el cine convencional supone un reto, rodar así es un reto aún mayor. Se aprenden muchísimas cosas y se conoce otra forma de construir el personaje. Tienes que estar en tensión en todo momento, tienes que tener mucha información sobre tu personaje o, por lo menos, intentar tenerla... Estás construyendo más del personaje que en un rodaje convencional.



FJ Arranz y Elena Martínez nos desvelan aspectos muy interesantes del rodaje de Akemarropa


PREGUNTA: Lleváis varias temporadas de la webserie, la película... ¿Engancha este tipo de rodajes?¿Tenéis planes de continuar en el futuro?

FJ ARRANZ: La verdad es que sí que engancha pero no sabemos qué vamos a hacer en el futuro. Si volver a rodar en el Festival de Málaga, sí rodar en otro Festival...Este es un tipo de cine diferente. Cuando ruedas con un guión planificado, recibes otro tipo de gratificaciones pero con una película como Akemarropa sientes la satisfacción de haber superado un reto.

PREGUNTA: ¿Fue difícil convencer a todos los actores de participar en una improvisación?

FJ ARRANZ: Como muchos conocían la serie, la mayoría no pusieron problemas. Antonio Dechent incluso pidió aparecer. En 20 minutos, nos lo pidió y nos pusimos a grabar la escena... La verdad es que no me esperaba que se ofreciera voluntariamente para el rodaje.




FJ Arranz y Elena Martínez nos confesaron que este modo de rodar "engancha"...


Si la información sobre Akemarropa ha despertado su interés, pues aquí tienen el tráiler de la película, así pueden convencerse del todo de la audacia de la propuesta:



Finalmente, aquí tienen la información sobre las salas donde va a ser estrenada la película.


Como ven, el Festival de Málaga tiene huecos e intersticios varios en los que sucede lo inesperado y lo insólito. Pero nuestro recorrido no ha terminado... Todavía nos queda mucho por ver en la otra cara del certamen...

No hay comentarios:

Publicar un comentario